ARAL PRO - Réglementation

Normativa

La sociedad ARAL PRO desea llamar la atención del instalador o del usuario sobre el hecho de que la instalación de los productos puede acarrear la modificación de algunas características técnicas de los vehículos en las que se han instalado, constituyendo importantes transformaciones de acuerdo con el artículo R. 321-16 del Código de la Circulación. El vehículo equipado deberá por lo tanto someterse a una nueva homologación destinada a verificar que tras dichas modificaciones, cumple con las condiciones técnicas de puesta en circulación. El propietario del vehículo deberá solicitar esta nueva homologación al prefecto.

El propietario del vehículo deberá enviar a la prefectura de su circunscripción, quién transmitirá el expediente al servicio de inspección técnica, una solicitud de homologación que incluirá una reseña descriptiva de las modificaciones llevadas a cabo en el vehículo con respecto a la homologación anterior. El propietario deberá además, en el plazo de quince días tras la transformación del vehículo, enviar al prefecto del departamento del lugar de matriculación, una declaración de la transformación acompañada del permiso de circulación, para su modificación.

La falta de declaración en el límite de tiempo establecido, se castigará con una multa, prevista por las infracciones de cuarta clase. Los productos, prestaciones y modificaciones facturadas en el presente documento están exclusivamente reservadas para la competición.

El usuario deberá hacerse cargo de la homologación necesaria causada por el eventual cambio de la estructura que podría conllevar la modificación provocada por la agregación del producto solicitado.

Los productos y prestaciones propuestas por la sociedad ARAL PRO no son objeto de aprobación de los constructores de los modelos citados. El uso de un producto puede conllevar una pérdida de la garantía del constructor, así como una ausencia de cobertura por parte de las compañías de seguro a falta de una declaración previa.